José Smith Profeta Mormon... Maestro Mason - Hermano Omar Daniel Adaro

 

José Smith: Profeta Mormón... Maestro Masón.

 

QQ:. HH:. A quienes llegue este trabajo, mi nombre es Omar Daniel Adaro, soy Maestro Masón del Oriente de Buenos Aires, Argentina. También soy Sumo Sacerdote en el Sacerdocio de Melquisedec de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Ultimos Días, mal denominada Mormona. Antes que nada quisiera aclarar que este trabajo no tiene por intención el realizar proselitismo alguno, por el contrario, bajo el espíritu de tolerancia que nos caracteriza y siendo Masón y Mormón, y luego de realizar una investigación por varios años,  me pareció interesante el compartir este material con todos ustedes con la intención de que les sirva para apreciar un aspecto poco conocido de la historia del mormonismo y en especial de la vida de José Smith, un hermano Masón y que la próxima vez que tengan la oportunidad de hablar con algún mormón tengan presente que tenemos muchas cosas en común, mas de las que imaginan. Tanto en el origen del movimiento, como en su organización y forma así como en sus principios se puede vislumbrar el aporte de la masonería. 

José Smith fundó el Movimiento Mormón o Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, tras tener una serie de visiones angelicales que le permitieron restaurar el verdadero cristianismo o cristianismo primitivo, el cual se había perdido en su pureza original por la denominada”gran apostasía”, es decir la pérdida de la verdad y autoridad dentro de la verdadera Iglesia, debido a la paulatina introducción de enseñanzas y prácticas paganas y profanas que iban reemplazando a las verdaderas enseñanzas, prácticas y ritos cristianos. Este período de apostasía se extendió apróx.  desde la muerte de Jesucristo hasta el año 350 DC. Smith  también  tradujo un libro de escritura sagrada americana, el Libro de Mormón, a partir de láminas de oro que, según su propio relato, un ángel llamado Moroni le había mostrado y entregado. La nueva Iglesia dentro de la ya muy dividida religión cristiana, atrajo pronto a muchos devotos. Como consecuencia de las duras persecuciones que sufrieron, los Santos de los Últimos Días (SUD o Mormones) se trasladaron desde la ciudad de Nueva York hasta Ohio e Illinois, donde José Smith es iniciado en la Masonería en la Logia de Nauvoo. Smith fue asesinado en 1844 por una muchedumbre recelosa del poder económico y político adquirido por los SUD, así como por la poligamia que practicaban alrededor de un 4% del total de matrimonios SUD. La Iglesia sufrió un cisma tras la muerte de Smith, creándose así la Iglesia Reorganizada de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, cuya membresía no ha crecido mucho, llegando hoy en día a ser unas 200 mil personas en todo el mundo. También en la actualidad hay alrededor de 7 ramas, divisiones o sectas de la Iglesia Mormona original, muchas de las cuales siguen con la práctica de la poligamia,  las cuales no guardan ningún tipo de relación con la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días con sede en Salt Lake City. Finalmente los SUD en 1846, ahora guiados por Brigham Young como su nuevo profeta, se trasladan al Valle del Gran Lago Salado, donde se radican definitivamente, creando el Estado de Utah. Hoy en día la Iglesia de Utah se ha  extendido ampliamente. Actualmente, en el Estado de Utah son SUD en un 75% de su población, siendo unos 5 millones en EEUU y más de 12 millones en todo el mundo. Se estima que en la República Argentina, son el 1% de la población.

La siguiente es una breve reseña de los sucesos más importantes en la vida de José Smith.

Nació en el Pueblo de Sharon, Condado de Windsor, Estado de Vermont, en el Este de los EEUU, el día 23 de Diciembre del año 1805 y pertenecía a una familia de condición económica muy humilde, compuesta por once personas, siendo el tercero de nueve hijos.

 (8 años), en 1813 su familia se muda al Pueblo de Palmyra, Condado de Ontario (hoy Wayne), Estado de Nueva York.

 (12 años), en 1817 su familia nuevamente se traslada, ahora al Pueblo de Manchester, dentro del mismo Condado y Estado. Estas reiteradas mudanzas se debían a que la familia, en especial el padre e hijos varones, debían ir de Estado en Estado y de ciudad en ciudad, tras el escaso trabajo que podían conseguir en esos años. José desde pequeño contribuyó con su trabajo al mantenimiento del hogar, realizando diversas tareas.

 (14 años), en 1819 a los 2 años de estar residiendo en Manchester, surge en la región una gran agitación pública con respecto al tema de la religión. José relata en sus propias palabras la efervescente situación religiosa reinante, que fue general en todo el Centro-Este de los EEUU en esos años:  " ... Durante el segundo año de nuestra residencia en Manchester, surgió en la región... una agitación extraordinaria sobre el tema de la religión... grandes multitudes se unían a los diferentes partidos religiosos, ocasionando no poca agitación y división entre la gente; pues unos gritaban: ¡He aquí! y otros: ¡He allí!... y a pesar del gran amor expresado por los conversos de estas distintas creencias en el momento de su conversión, y del gran celo manifestado por los clérigos respectivos, que activamente suscitaban y fomentaban este cuadro singular de sentimientos religiosos (a fin de convertir a todos, como se complacían en decir, pese a la secta que fuere) sin embargo cuando los conversos empezaron a dividirse, unos con este partido y otros con aquél, se vio que los supuestos buenos sentimientos, tanto de los sacerdotes como de los conversos, eran más fingidos que verdaderos; porque siguió una escena de gran confusión y malos sentimientos (sacerdote contendiendo con sacerdote, y converso con converso) de modo que toda esa buena voluntad del uno para con el otro, si es que alguna vez la abrigaron, se había perdido completamente en una lucha de palabras y contienda de opiniones... Durante esos días de tanta agitación, invadieron mi mente una seria reflexión y gran inquietud; no obstante la intensidad de mis sentimientos, que a menudo eran punzantes, me conservé apartado de todos estos grupos... Tan grande e incesante eran el clamor y alboroto, que a veces mi mente se agitaba en extremo... En medio de esta guerra de palabras y tumulto de opiniones, a menudo me decía a mí mismo: ¿Que se puede hacer? ...”

 (14 años) en el comienzo de la primavera de 1820, y en medio de esta situación reinante, se produce el acontecimiento conocido como "La Primera Visión", que cambiaría para siempre la vida del joven José Smith. En sus propias palabras, José relata este acontecimiento:  ... Agobiado bajo el peso de las graves dificultades que provocaban las contiendas de estos grupos religiosos, un día... llegué a la conclusión de que tendría que permanecer en tinieblas y confusión o de lo contrario... recurrir a D’s. Al fin, tomé la decisión de pedir a D’s... De acuerdo con esta resolución mía de recurrir a D’s, me retiré al bosque para hacer la prueba. Fue por la mañana de un día hermoso y despejado, a principios de la primavera de 1820...... Después de apartarme al lugar que previamente había designado, mirando a mí alrededor y encontrándome sólo, me arrodillé y empecé a elevar a D’s el deseo de mi corazón... apenas lo hube hecho... súbitamente se apoderó de mí una fuerza que me dominó por completo y... por un momento me pareció que estaba destinado a una destrucción repentina... precisamente en este momento de tan grande alarma... ví una columna de Luz, más brillante que el Sol, directamente arriba de mi cabeza... no bien se apareció me sentí libre... al reposar sobre mí la Luz, ví en el aire, arriba de mí a dos Personajes, cuyo fulgor y gloria no admiten descripción. Uno de ellos me habló, llamándome por mi nombre y dijo, señalando al otro: Este es mi Hijo Amado, ¡escúchalo! .”  (Los sucesos que siguieron a esta decisión de José Smith de orar a D’s y la visión que tuvo como respuesta a su oración, son los que posteriormente darían origen al establecimiento y fundación de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.)

(17 años) el 21 de Septiembre de 1823 recibe la primera de varias visitas de otro ser celestial, el ángel Moroni.

 (21 años) el 18 de Enero de 1827, se casa con Emma Hale. El 22 de Septiembre 1827 el ángel Moroni le entrega el Urim y Tumim, el Pectoral y las famosas "Planchas de Oro" para que hiciera una traducción de las mismas, planchas que darían posteriormente origen al "Libro de Mormón", el que junto a la Biblia, formaría parte de los cuatro libros canónicos o de base de doctrina de la futura Iglesia.  (los otros dos son: “Doctrina y Convenios” y “La Perla de Gran Precio”) En Octubre de 1827, obligado por la persecución intolerante que se desató en su contra, decide junto con su esposa, mudarse de Palmira a Harmony, Condado de Susquehanna, en el Estado de Pensilvania.

 (22 años) en Diciembre de 1827 comienza la traducción de las Planchas. En Febrero de 1828 se interrumpe la traducción de las Planchas, la que se retoma el 7 de Abril de 1829.

(23 años) en Junio de 1829  y debido a nuevas persecuciones que iban en aumento, se mudan de Harmony a Fayette, en el Estado de N. York, lugar donde terminan la traducción de las Planchas. [1]

(24 años) el 6 de Abril de 1830 y de acuerdo con las leyes del Estado de N. York, organiza y funda La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. [2]

(26 años) en 1831 organiza la Primera Presidencia de la Iglesia. Posteriormente, en el mismo año, se traslada junto con la Iglesia y se establecen en Kirtland, Estado de Ohio.  [3] 

(27 años) Hacia fines de 1832, José Smith da la bienvenida a nuevos miembros de la Iglesia, entre los cuales estaban W. W. Phelps, Brigham Young, Heber C. Kimball, Newell K. Whitney, los cuales eran Masones y habían estado profundamente involucrados en la Masonería...  [4]  José Smith no tuvo una instrucción escolar muy amplia, aproximadamente obtuvo un 3º grado de escolaridad primaria, pero fue una persona que constantemente se superaba y aprendía cosas nuevas.  [5]  El 27 de febrero de 1833, recibe la revelación que llegó a conocerse como la “Palabra de Sabiduría”, una Ley de Salubridad muy avanzada para la época, dada no como mandamiento o restricción sino como un consejo con promesa, la cual se puede adaptar a la capacidad aún de los más débiles y para la salvación temporal  y espiritual de los miembros de la Iglesia, y que consiste en una serie de advertencias sobre el abuso del alcohol, el tabaco, las bebidas calientes (té, café), el consumo excesivo de carne roja y consejos sobre la importancia de incorporar a la dieta una mayor cantidad de hierbas saludables, verduras, granos y frutas, carnes blancas pero en forma limitada, etc., esto acompañado de ejercicio físico, con la promesa de obtener mejor salud física en lo concerniente al funcionamiento de los órganos en general y del aparato digestivo en particular ( ...recibiréis... salud en el ombligo... ), acompañado de un aumento de las defensas del organismo ( y... (recibireís) ... médula en los huesos... ), una mente mas clara, lúcida y despierta ( ... y hallarán sabiduría y grandes tesoros de conocimiento, sí, tesoros escondidos... ) y de una mayor resistencia física ( ...y correrán sin fatigarse y andarán sin desmayar... ) Si bien existían algunos grupos contemporáneos que enseñaban ciertas leyes de temperancia, ninguna era tan completa y clara como la enseñada por medio de J. Smith, por lo que debemos darle cierto mérito sobre la importancia y “sabiduría” de esta Ley, si consideramos que la ciencia médica recién ha reconocido en estas últimas décadas todo esto que Smith ya lo había dado a su pueblo hace mas de 180 años. [6]

 (30 años) en 1836 lleva a la ciudad de Kirtland, Estado de Ohio, a un profesor de nombre Seixas, erudito en idioma hebreo. Comienza junto con otras personas a estudiar dicho idioma. Luego de 14 semanas de estudio (3 meses y medio), José era el único que podía leerlo, interpretarlo y hablarlo con cierto grado de fluidez. Asimismo se dice que a menudo estudiaba la Biblia en alemán, como así también poseía conocimientos que le permitían descifrar el egipcio.  [7]  En 1836 edifica y dedica el Templo Mormón de Kirtland, en el Estado de Ohio.[8]  Tuvo once hijos, nueve de ellos con su esposa Emma y dos mellizos adoptados. De los nueve propios sólo cuatro pasaron de la niñez, los otros cinco fallecieron a corta edad. También uno de los mellizos adoptados, fallece a edad prematura. En muchas ocasiones se lo atacó físicamente. En dos de ellas se lo emplumó con brea. A menudo se lo acosó con falsas acusaciones. En medio de sus esfuerzos para cumplir con su llamamiento profético, en forma casi continua estaba al borde de la ruina económica, debiendo trabajar, entre otras cosas, como mercader y granjero para proveer las cosas necesarias para su familia. [9] Luego se trasladan del Estado de Ohio al de Missouri, Iowa e Illinois, en donde finalmente se establecen, planifica y funda la Ciudad de Nauvoo “La Hermosa”, en lo que era un pantano. Es meritorio reconocer que esta ciudad fue un modelo de planificación y urbanización muy adelantado para su época.

(36 años) El martes 15 de Marzo de 1842  ingresa a la Logia Masónica de Nauvoo. Por el consejo y aprobación de John C. Bennett, George Harris, John Parker, Lucius Scoville, como de otros Masones-Mormones residentes de Nauvoo... José Smith y Sidney Rigdon fueron iniciados en la Masonería en Sight, el 15 de marzo de 1842, día en que también se inaugura, dedica e instala oficialmente la Logia de Nauvoo por el Gran Maestre Abraham Jonas. [10]  El mismo José Smith lo confirmó en su diario con esta aseveración:  "...en la tarde del 15 de marzo de 1842, recibí el primer grado de la Masonería Libre en la Logia de Nauvoo, que se reunió en mi oficina..." [11]  El Apóstol Mormón, John A. Widtsoe, escribió: Con el permiso del Profeta, algunos miembros de la Iglesia que ya eran Masones, le pidieron al Gran Maestre de Illinois que instalara una Logia Masónica en Nauvoo.  En octubre de 1841, se les respondió y otorgó el permiso para que actuaran como una Logia, pero, recién el 15 de marzo de 1842, antes de que la autoridad estableciera una Logia formalmente en Nauvoo, y con el propósito de incrementar el número de nuevos miembros, José Smith se convirtió en un miembro Masón... [12]  Ese mismo día, momentos antes de la ceremonia de Instalación, con los Masones-Mormones reunidos en su oficina, el Profeta recibió el primer grado de la Masonería, recibiendo al otro día los dos restantes. Durante la Ceremonia de Instalación, llevadas a cabo en una arboleda, cerca del sitio del Templo, José Smith ofició como Gran Capellán, Los Masones-Mormones de Nauvoo comenzaron entonces con reuniones semanales por la mañana bien temprano.  [13] Jonas publicó un relato de la Instalación de la Logia de Nauvoo en su diario, el "Columbia Advocate",  con fecha 15 de marzo de 1842:    "...jamás en mi vida he sido testigo de una Asamblea mejor vestida o más ordenada y de mejor conducta...", escribió él. En pocos meses se establecieron cinco Logias Masónicas integradas por Mormones en Nauvoo y alrededores, se planearon varias otras (como por ejemplo la de “Rising Sun”  o “Sol Naciente” en Montrose, Iowa), se construyó un Templo Masónico y la totalidad de la membresía de la Fraternidad Mormona dentro de la Masonería sobrepasó con creces las 1360 personas. La Masonería se hizo tan popular entre los Mormones de Nauvoo, que las Logias Mormonas pronto superaron por un alto margen a las Logias no Mormonas de todo el Estado de Illinois. No pasó mucho tiempo para que las Logias Masónico-Mormonas, tuvieran más miembros que todas las otras Logias juntas en Illinois, había alrededor de 1.500 Masones-Mormones contra apenas 150 Masones no Mormones.  "...No cabe duda que José Smith recibió mucha influencia de la Masonería, y es evidente que esto ocurrió a lo largo de un relativamente breve período de tiempo... pero a decir verdad, la influencia Masónica sobre José Smith y dentro de la Iglesia comenzó mucho antes de que él ingresara a la Masonería. No comenzó en Nauvoo, si bien es allí donde se desarrolló amplia y abiertamente en la Iglesia, sino que comenzó en el hogar de José, donde su hermano mayor, Hyrum, recibió los tres primeros grados de la Masonería en la Logia Monte Moriah Nº  12 de Palmira, Nueva York, aproximadamente en la época en que José Smith, siendo un joven adolescente (1823/24), era visitado por el ángel Moroni a fin de prepararlo para  recibir  las  planchas  de  oro... “  [14]  A este respecto, Terry Chateau confirma esta información y aporta un dato muy importante, en la familia Smith no sólo el hijo mayor era masón, sino que ¡también José Smith padre!  “La familia de José Smith fue conocida y reconocida por haber sido una familia muy unida, donde un fuerte afecto y lealtad existía entre cada uno de sus miembros. Era una familia masónica que vivía y practicaba las estimables y admirables normas de la Libremasonería. El padre, José Smith Sr., fue un documentado miembro de la parte alta (Norte) del Estado de Nueva York. Fue exaltado al grado de Maestro Masón el  07 de mayo de 1818 en la Logia “Ontario Nº 23” de Canandaigua, Nueva York. Su hijo mayor, Hyrum Smith, fue miembro de la Logia “Monte Moriah Nº 112” de Palmyra, Nueva York. Estos hechos documentados, especialmente la membresía masónica de José Smith padre en la Logia en Canandaigua y la membresía de Hyrum en la Logia de Palmyra, son de la más significativa importancia. Siendo esta institución de elite y reconocida por el público de este tiempo, y su membresía activa en dos de las Logias masónicas del área es convincente evidencia de la estatura y alta estima que gozaban los miembros de la familia a los ojos y opinión de aquellos que mejor los conocían. Como citamos previamente, la fundación del mormonismo o Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, tuvo lugar bajo circunstancias bastante peculiares asociadas con una atmósfera turbulenta y tenebrosa en la que se encontraban las parte oeste central y norte del Estado de Nueva York.... y es durante este tiempo que José Smith Jr., recibía y registraba una serie de visitas del ángel Moroni y encontraba y traducía las planchas de oro las cuales ahora se conocen como el Libro de Mormón.” (“The Mormon Church and Freemasonry” - By Terry Chateau) [15] Estoy convencido de que en el estudio de la Masonería radica la clave para la mejor comprensión de José Smith y la Iglesia. La mayoría de las cosas que se desarrollaron en la Iglesia Mormona en la época de Nauvoo, estaban inextricablemente entretejidas con la Masonería,  los abundantes paralelos hallados entre el Mormonismo inicial (de 1830 a 1850) y la Masonería (especialmente con el Rito Emulación) son sustanciales: conferencias, concilios, templos, dedicaciones y consagraciones, grados, sumos sacerdocios, ungimientos, imposición de manos, cosas egipcias, astrología con planetas regentes y estrellas fijas, constelaciones, simbología de soles, lunas, estrellas, ojo todovidente, colmenas, compases, escuadras, manos entrelazadas, además de los rituales del templo,  con sus signos, toques, reconocimientos, señas, castigos, palabras claves, círculos de oración, la Sociedad de Socorro (sociedad de caridad), etc., todo ello era propio del Mormonismo y la Masonería de aquella época,  no puede ser mera coincidencia que todos estos conceptos tuvieran su paralelo dentro de la Masonería y la Iglesia en la época de José Smith. [16]  Las influencias Masónicas en José Smith durante el primer período de la Iglesia fueron relevantes y esas mismas influencias fueron decisivas, como quedó demostrado en la gran expansión de la Iglesia con posterioridad a la afiliación del Profeta como Miembro Masón... creo que hay muy pocos cambios importantes en la Iglesia ocurridos después del 15 de marzo de 1842, que no tuvieran algún tipo de relación, directa o indirecta, con la Masonería.  [17]  La relación continuó a través de muchos Masones que fueron atraídos hacia el Mormonismo (lo mismo que muchos miembros de otras Sociedades Secretas) y esto llegó a ser un factor de influencia creciente a medida que sus filas engrosaban dentro de la nueva Iglesia. [18]   El anteriormente citado Apóstol Mormón, John A. Widtsoe, afirmó:  "... muchos miembros de Sociedades Secretas se han unido a la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días..."  [19] Posteriormente, el mismo autor hizo la siguiente afirmación enormemente reveladora al respecto, dando los siguientes nombres: "... muchos de los Santos (o Mormones) fueron anteriormente Masones como por ejemplo: Hyrum Smith (hermano de José Smith), Heber C, Kimball, Elijah Fordham, Newel K. Whitney, James Adams y John C. Bennett...”  [20]  El 4 de mayo de 1842, José introdujo en la Iglesia el Ritual que hoy se conoce como la “Ceremonia de Investidura” o “el Legado”. Es importante hacer notar que esto se verificó sólo siete semanas después de que José Smith ingresara a la Masonería y que los primeros en ser iniciados, lavados, ungidos, investidos y sellados fueron, como era de esperarse, los principales Masones que se habían incorporado a la Iglesia. Estas Ceremonias se llevaron a

Ampliación del prendedor masónico que luce B. Young en la foto de arriba.

cabo en el mismo salón que se utilizaba para los Rituales de la Logia de Nauvoo, es decir en la sala del piso superior de su comercio.  [21] Con relación a esto, leemos en el libro Elementos de la Historia de la Iglesia“, lo siguiente: “...el miércoles 4 de mayo (1842), el Profeta se reunió con su hermano, Hyrum Smith, el presidente Brigham Young, los élderes (ancianos) Heber C. Kimball, Willard Richards, James Adams de Springfield, y los obispos Newel K. Whitney y George Miller (que como ya vimos todos eran Masones) y les dio instrucciones sobre los principios y órdenes... que corresponden al Templo del Señor, así como de... los lavamientos, unciones y comunicaciones (iniciatorias, signos, toques, palabras, etc)...  En esta reunión, verificada en la sala del piso superior de su comercio, José Smith también... declaró que en el debido

tiempo serían dadas, en el Templo, estas mismas bendiciones (o ritual y enseñanzas) a todos los miembros que fueran dignos de recibirlas. Así fue como se dieron a conocer las ceremonias del Templo... De cuando en cuando, se repetían estas instrucciones, y los demás miembros del Concejo de los Doce... y algunos otros... lo recibieron... bajo la

B. Young, sucesor de J. Smith como Profeta y Presidente de la Iglesia, luciendo un prendedor masónico, debajo de su corbata.

dirección del Profeta... sin embargo, los miembros de la Iglesia en general  tuvieron que esperar hasta que se pudieran efectuar... en el Templo....”   [22]  El historiador Mormón B. H.

Roberts explicó lo siguiente: "...la habitación que se utilizó para instituir estas "Ceremonias Sagradas", se convirtió en el primer Templo Mormón (en Illinois), ya que todavía no estaba terminado el de Nauvoo, y también era el lugar de reunión de los Libremasones de la Logia de Nauvoo..." [23]  El 17 de junio de 1842, Heber C. Kimball le escribió en una carta a Parley P. Pratt, en donde le comentaba entre otras cosas, lo siguiente:   "...Hemos organizado aquí una Logia Masónica y... cerca de 200 hermanos (Mormones) se han hecho Masones. El Hermano José y Sidney Rigdon fueron los primeros en ser iniciados en la Logia de Nauvoo,... también los miembros del Quórum de los Doce Apóstoles, se han hecho Masones, con excepción, hasta el momento, de Orson P. Pratt. Por su conocimiento, el Hermano José opina que la Masonería fue tomada del Sacerdocio Antiguo...".  Mas adelante podemos observar (contrariamente a lo que algunos historiadores opinan) que José Smith participaba muy a menudo en actividades masónicas, como por ejemplo cuando acompañó a algunos hermanos Masones de una comitiva, a fin de realizar la instalación de oficiales Masones de la Logia en Montrose, Iowa: "... El sábado 6 de agosto de 1842 (cinco meses después de haber sido iniciado), el Pte José Smith pasó a Montrose, del otro lado del río, acompañado del Gral. James Adams, el Coronel Brewer, Hyrum Smith y otros, para asistir a la instalación de los Oficiales de la Logia Masónica de Montrose, bajo la dirección del Gral. Adams, delegado del Gran Maestre de Illinois. Mientras el delegado se ocupaba en instruir a los Maestros elegidos, José Smith estuvo conversando con algunos de los hermanos (Masones) a la sombra del edificio. Habló de las persecuciones de los miembros (de la Iglesia) en Missouri y la constante molestia que los había acosado desde que habían llegado a Illinois y a Iowa..."  [24]  Al ir introduciendo las enseñanzas Masónicas en la Iglesia, José Smith no podía pasar los límites de lo que era de conocimiento popular y de su propio conocimiento de la Orden, a pesar de que cada vez más Masones activos ingresaban a la Iglesia, estos hombres habían jurado no revelar los secretos Masónicos, de modo que se veían limitados en lo que podían divulgar aún a su Profeta... pero poco a poco José llevó a la Iglesia las mismas prendas, señales, castigos, toques, saludos, reconocimientos, etc. de la Masonería...  [25] Parece ser que el Profeta primero abrazó la Masonería, y luego a lo largo del tiempo, la modificó, amplió, e introdujo en la Iglesia..."  [26] Resulta obvio pues, por todo lo visto hasta ahora, que el Ritual o Ceremonia Mormona del Templo, conocida como Ceremonia de la Investidura o "el Legado", que inicialmente José introdujo en la Iglesia para los Masones-Mormones, tuvo su inspiración directa en los Rituales Masónicos, como así también que la arquitectura del Templo Mormón de Nauvoo y posteriormente el de Salt Lake City, fue influenciada por la Masonería, de hecho parece ser intencional el uso de símbolos y motivos masónicos en los mismos. [27]  “Queda claro por qué José Smith sentía tanta fascinación por la Masonería y encontraba tantas cosas útiles allí...” (resultando obvio la posterior incorporación de dichas enseñanzas a la Iglesia)  [28] Es prudente observar  que en el Mormonismo se produce un movimiento oscilatorio en relación con la Masonería. En un principio (1830/35) en el Mormonismo se rechazó toda vinculación con las Sociedades Secretas. Los primeros escritos de José Smith están llenos de frases que condenaban las actividades de dichas Combinaciones Secretas. Sin embargo, por 1838 surge en medio del Mormonismo un grupo conocido como "Los Danitas", que tuvieron rasgos parecidos a los de una Sociedad Secreta y sus miembros podían ser ajusticiados si divulgaban las intimidades de la Sociedad a la que pertenecían. Cuando los Dirigentes Mormones comenzaron a tener problemas con las autoridades seculares por causa de este grupo, José Smith en 1839 volvió a las enseñanzas del Libro de Mormón, que condenaban toda actividad de Sociedades o Combinaciones Secretas. [29] Pero luego, con el paso del tiempo aquellas primeras enseñanzas fueron abandonadas y el Mormonismo contrajo un vínculo evidente con la Masonería Norteamericana. Parece ser que José Smith se sentía cada vez más intrigado por el manto secreto que cubría a la Masonería. En cierta ocasión dijo sobre el secreto masónico:  “El secreto de la Masonería consiste en guardar un secreto”  [30]  “Sea que haya entrado por esta razón o por otra, poco después de hacerlo transformó la Iglesia Mormona en una Sociedad Secreta con las mismas prendas, señales, castigos por revelar las cosas del Templo, etc., como los de la Masonería... ”  [31] El Doctor Reed Durham, Presidente de la Asociación de Historia Mormona, en su discurso como Pte. saliente pronunciado el 20/04/74 en el Hotel Nauvoo, habló sobre la relación entre el Mormonismo y la Masonería y refiere sobre una carta que escribió José Smith al señor John Hull, Ministro de la Iglesia Congregacional y Masón activo por 40 años:  "...Toda la carta, de dos páginas, demuestra claramente que el Mormonismo y la Masonería estaban relacionados y que José Smith deliberadamente usó a la Masonería para introducir sus enseñanzas en la Iglesia, alegando que las mismas debían ser "restauradas a su original conocimiento"...  (por la opinión de José que la Masonería se había originado con el Sacerdocio Antiguo del Tabernáculo de Moisés)  [32] Se comenta que José Smith al conocer la Masonería, le preguntó a D’s en oración si eran cosas verdaderas y dice la historia que recibió una contestación a la misma confirmándole que eran cosas verdaderas y que pertenecían al Templo de Salomón, del cual obreros del mismo al ser éste destruido, mantuvieron las enseñanzas y prácticas en secreto, llegando así hasta nuestros días pero en una forma, según él,  tergiversada e incompleta. Así como José Smith dijo que la Iglesia Mormona era la "restauración en los últimos días de cristianismo primitivo verdadero",  también José se abocó a la tarea de "restaurar" la verdadera Masonería.

(37 años) Para fines de 1843, las Autoridades Masónicas del Estado, al enterarse de lo que ocurría en la Logia de Nauvoo, inmediatamente ordenaron la suspensión de actividades de la misma, expulsando a los Mormones de la Orden, ya que temían que José Smith llegara a convertirse, con el paso del tiempo, en Gran Comandante Masón del Estado y queriendo evitar así, las consecuencias que esto podría acarrear a la Orden...  [33] La Logia de Nauvoo fue suspendida, y si bien la interdicción fue más tarde quitada (ver mas adelante), la Logia de Nauvoo continuó de aquí en más sin el apoyo de sus compañeros Masones no Mormones del Estado.

(38 años) Ya para mediados de 1844 las relaciones entre Masonería e Iglesia estaban deterioradas, pero José extrañaba a la Orden que había llegado a amar, esto queda patentado en un suceso ocurrido días antes de su muerte, más precisamente el 24 de junio de 1844, cuando formando parte de una compañía compuesta de unas quince personas (y muy probablemente todos Masones-Mormones)... emprendió de nuevo la marcha hacia Carthage, y al pasar frente al Templo Masónico en Nauvoo, José, con un dejo de tristeza, recordando los buenos tiempos masónicos, probablemente sabiendo que le quedaba poco tiempo y que para el ya no volverían, les dijo:  "Muchachos, si acaso no vuelvo, cuidaos bien; yo voy como cordero al matadero... "  [34] Tres días después, el 27 de junio de 1844, hallándose José en la cárcel de Carthage, Estado de Illinois, su defensor legal, llamado Dan Jones, miembro de la Iglesia y Maestro Masón, se presentó ante el Gobernador del Estado (también Masón) para abogar por la causa de José, el diálogo entre ellos fue el siguiente:

"... Jones informó al Gobernador lo que había oído acerca de un complot para asesinar a José, y éste le respondió:

"Usted se alarma innecesariamente por la seguridad de sus amigos, señor mío. La gente no es tan cruel..."

Irritado por estas palabras, Jones hizo hincapié en la necesidad de poner otra clase de gente a cuidar la cárcel, y dijo:

" Los señores Smith son ciudadanos norteamericanos, y se han puesto en manos de Vuestra Excelencia porque usted dio su palabra de honor que serían protegidos. También son Maestros Masones, y en tal calidad exijo que usted proteja sus vidas"

El Gobernador palideció, y Jones continuó:

 "Si usted no lo hace, sólo me queda un deseo, y es que si usted deja sus vidas en manos de esos hombres para ser sacrificadas..."

" ¿ Cuál es?”-  interrumpió Ford.

" Que Dios Todopoderoso me deje vivir hasta el momento y lugar oportunos, para que yo pueda testificar ante quien corresponda que a usted  se le advirtió oportunamente del peligro en que se hallaban."  [35]

Esa misma tarde del 27 de junio, (38 años), José Smith muere al ser alcanzado por dos balas desde la puerta de la cárcel y por otra disparada desde afuera, la cual impactó en el costado derecho de su pecho, siendo asesinado por un grupo de hombres que, con las caras pintadas, rodean la cárcel de Carthage, en donde José estaba encarcelado y aguardando ser juzgado por algunas acusaciones en su contra, en relación con un disturbio causado por la destrucción de la imprenta de un señor llamado Higbee, de las cuales era totalmente inocente. Al ser alcanzado por las balas, sus últimas palabras fueron, dirigiéndose  a la multitud que se encontraba debajo de su ventana, alzando sus manos sobre su cabeza:   " ...Oh, Señor Dios mío... " no pudiendo terminar su exclamación,  cayendo desde la ventana del primer piso, en manos de sus asesinos. Muchos investigadores coinciden en que lo que José Smith quiso realizar al alzar sus manos y decir su exclamación, fue la señal masónica de socorro o auxilio, dirigida a masones que pudieran encontrarse entre la chusma que atacó la cárcel. [36]



29/01/2007
3 Poster un commentaire

A découvrir aussi


Inscrivez-vous au blog

Soyez prévenu par email des prochaines mises à jour

Rejoignez les 237 autres membres